¿Cómo se hizo? Luz en Caudilla - Iván Ferrero

¿Cómo se hizo? - Luz en Caudilla


¡ Muy buenas compañero!


Lo primero de todo, muchas gracias por pasar por el blog a leer un nuevo artículo :)


En esta ocasión he elegido una foto muy reciente, realizada hace un par de semanas y recién procesada. Realmente no era la que tenía en mente para la siguiente entrada de ¿Cómo se hizo?, pero es que nada más terminarla  pensé que pudiera ser una imagen muy interesante para comentar.


Puede que estés pensando que se trata de un lugar más visto que el tebeo y que tampoco es una foto espectacular en cuanto a su resultado u originalidad...pero...¿y si te digo que la hice solo y que además de salir  yo,  se iluminó/enfocó desde dos zonas diferentes?. Pues bien, de eso trata este nuevo post, de cómo realizar una imagen de este tipo cuando no cuentas con ayuda alguna  y tienes una imagen en mente que quieres llevarte a casa sí o sí.


¡Comencemos pues con la explicación!


Lo primero de todo es, como siempre, indicar dónde fue realizada la foto. No creo que haya mucha gente aficionada a la fotografía nocturna que no reconozca el lugar al instante...pero como todos empezamos alguna vez, no puedo dejar de señalar que se trata de las ruinas del castillo de Caudilla, un pequeño pueblo semiabandonado (todavía queda alguna casa habitada actualmente) contiguo al municipio toledano del "Val de Santo Domingo".


La localización exacta del castillo es la que veis en la imagen inferior a la derecha. Llegar es muy sencillo, el propio google maps os dejará allí...pero si por algún motivo no os lo geolocaliza, simplemente introducid el pueblo que antes os he indicado (el que veis abajo a la izquierda) y dirigiros por la carretera central hasta la plaza principal. Desde esa plaza y por la última calle que sale a la derecha daréis directamente con la carretera que, pasando por encima de la autovía, os llevará hasta Caudilla.

Bueno, pues una vez que ya nos hemos situado, comencemos con el esquema con el que planteé la fotografía.


Como ya he comentado, estaba solo y mi idea era tener una foto en la que yo saliera con una luz en la mano (en este caso un flash, no una linterna) pero a la vez iluminar el castillo desde el lado izquierdo (resaltando las texturas de la piedra) y también aportar algo de luz al primer plano, aprovechando que aún no habían segado y contaba con un bonito campo de espigas verdes altas.


Además de estar solo, lo que impedía que pudiera salir yo en la imagen y a la vez iluminar desde dos ángulos diferentes,  había otro problema añadido, ya que igualmente quería conseguir que, además del castillo, también estuvieran enfocadas las espigas del primer plano...que estaban casi pegadas a la lente...por lo que " de un tiro"  ya se empezaba a complicar la cosa.


Para ponerlo un poco más difícil, debido a la fuerte lluvia que había caído durante gran parte del día, el suelo y el campo de espigas estaban completamente mojados...así que después de que llevara allí ya un buen rato (con lluvias intermitentes igualmente), yo también estaba  calado hasta los huesos, chapoteando literalmente dentro de las botas y con el agua que había traspasado completamente el pantalón (por muy buena marca y mucha cordura de la que esté hecho presuntamente)...así que no podía demorarme tampoco demasiado en hacer la foto y volver zumbando para casa, si no quería acabar con un catarrazo de órdago.


Con estos mimbres, después de darle unas vueltas a la cabeza decidí hacerlo de la siguiente forma


1/ Configurar la cámara a 30 segundos de exposición para evitar trazas en las estrellas (aunque habia muy pocas visibles), teniendo en cuenta que estaba usando un gran angular en Full Frame, concretamente un ojo de pez Samyang 12mm 2.8 montado en una Sony A7R.


La temperatura del balance de blancos que seleccioné fue 3.900K y la iluminación que aporté en este caso fue fría, para evitar contagiar al castillo y a las espigas de una tonalidad demasiado amarillenta que en este caso quería evitar.


Activaría el retardo del obturador  para que me diera tiempo a colocarme en el lugar desde el que empezaría a iluminar. 


2/ Enfocaría a las espigas del primerísimo plano, que recibirían iuminación ligera durante unos pocos segundos mientras yo me desplazaba de izquierda a derecha . Para esta parte usaría una pequeña linterna  fría en su intensidad más baja y calculé unos 5 segundos.


3/ Rápidamente me acercaría a la cámara y CON EL MÁXIMO CUIDADO DE NO TOCARLA, giraría el anillo de enfoque de la lente, colocándolo en la posición que yo ya sabía que me permitiría tener a foco el resto de la imagen (buscando la hiperfocal, vaya).


4/ Saldría corriendo  (20 pasos contados) para poder iluminar el castillo oblicuamente desde el ángulo izquierdo, siendo suficiente en este caso 7 segundos con una linterna fría de mayor potencia, una led lenser m7 (que saqué del bolsillo durante la carrera, por cierto). 


FIN DE ESA IMAGEN. Para todo lo que he  comentado, 30 segundos eran suficientes, aunque lógicamente tuve que repetir la foto 4/5 veces.


El raw original que obtuve a partir de esa captura fue 

Ahora ya venía lo fácil. Simplemente tenía que hacer otra foto en la que únicamente me preocuparía  de salir yo en la escena. Posteriormente en casa, con la ayuda de Photoshop, ya fundiría ambas tomas en una sola.


De nuevo tuve que activar el disparador retardado a 10 segundos (sin cambiar ninguno de los parámetros que ya tenía seleccionados en la cámara), para que me diera tiempo a colocarme a unos pocos pasos delante de la cámara. Tuve que hacer también varias pruebas para poder encontrar una posición en la que no estuviera ni muy ladeado, ni solapado con el castillo, ni tampoco demasiado cerca/lejos. Al estar yo solo, no había otra que tomar el punto de referencia (contando pasos y posición respecto del trípode) y regresar a la cámara a ver cómo quedaba la prueba.


Una vez encontré el punto en el que ponerme, cogí un flash, activé el disparador y me situé en posición. Nada más escuchar el "click" (aunque también cuento siempre mentalmente los segundos) disparé un par de veces el flash para congelarme en la escena (no estaba configurado a su maxima potencia, sino algo por debajo).


Dado que había luz de luna (tapada por las nubes, pero que sí aportaba iluminación), tuve que esperar a que terminara la exposición para poder moverme y así evitar que, pese a los dos golpes de flash, apareciera como un "fantasma"  translúcido.


Aquí os pongo un recorte de la parte superior de esa otra imagen, de la cual solo me interesaba mi silueta con la luz

Una vez estuve seguro de que tenía lo necesario...recogí el equipo (de nuevo estaba lloviendo) y salí pitando de regreso a Toledo, dejando de paso la alfombrilla del coche llena de barro mojado :) 


El procesado de la foto no fue tampoco complicado (por cierto, esta vez se me olvidó potenciar las estrellas y tampoco quité la horrososa alambrada) y principalmente consistió en darle un ambiente algo más nocturno a la imagen (sin pasarme, ya que quería que se vieran las espigas) y contrastar más el castillo para obtener más textura en la roca, además de balancear algo los tonos y la saturación.


Cabe también resaltar que, pese a que el primer plano había quedado (creo) bastante bien, no me gustaba el aspecto que el campo tenía en la parte izquierda, ya que las espigas estaban algo pisoteadas y eso creaba un efecto que pudiera despistar a la vista, así que finalmente (además del recorte definitivo) cloné ese trozo a partir de la zona derecha del mismo RAW.


La imagen final:

ACLARACIONES FINALES


1/ La ténica del doble enfoque NO es complicada en absoluto...simplemente, como todo, requiere algo de práctica. Además, cuanta mayor sea la oscuridad del lugar, mejor será el resultado, ya que lo ideal es que cada zona enfocada no reciba más luz que la que nosotros le aportemos de forma artificial (linterna , flash...).  Por ello, si la foto es en exteriores, lo ideal será buscar  la ausencia de la  luna o cuando menos que esta no sea muy fuerte y/o esté tapada por las nubes para que la escena no capte luz en todo momento.


En caso de que esta técnica la veamos complicada o queramos asegurar el resultado, siempre podemos hacer dos (o más) fotos con focos diferentes y posteriormente fundirlas en  una sola en Photoshop, por ejemplo mediante máscaras de capa.


Y ya que hemos hablado de variar el enfoque, aprovecho para comentarte que hay un efecto que, si no lo conoces, te recomiendo leer algo sobre él.... el llamado "Focus breathing", que consiste en que la distancia focal puede variar ligeramente al cambiar el enfoque. Este efecto es aún más relevante en vídeo que en foto, pero si no lo habías escuchado nunca,  ya te adelanto que depende directamente de la lente que estés usando. Por cierto, muchas gracias a mi amigo y compañero Enrique Gil, por hacerme un comentario relacionado con este tema que me dio la idea de hacer esta referencia al "Focus breathing".


2/ Si vamos a introducir en la escena algún personaje y la oscuridad es total, este podría perfectamente retirarse del lugar una vez se le haya iluminado aunque la foto no haya terminado (puesto que esa parte ya no recibirá más luz). Sin embargo, si hay algo de luna residual (o luz ambiental la que sea), el personaje/modelo deberá quedarse en su lugar hasta que finalice la exposición, debido a que aunque sea congelado con un flash, si se retira, esa parte seguirá recibiendo luz ambiental y se producirá un  efecto "fantasma". 


3/ Es muy útil llevar siempre varios pañitos de microfibra en noches que se prevea lluvia...con el fin de poder limpiar/secar la lente si esta se moja, incluso ligeramente durante la toma si es que es una larga exposición.


4/ Además de un flash, es recomendable tener linternas frías y cálidas de diferentes intensidades. Una iluminación de un primer plano requerirá una linterna de menor potencia que por ejemplo la de un  castillo/edifcio que esté a una cierta distancia de la cámara.


5/ Es indispensable contar en el equipo con un disparador remoto. Aunque a menudo se pueda trabajar con un máximo 30" de exposición y configurar un disparo retardado en la propia cámara (generalmente 2" y 10"), contar con dicho aparato nos permitirá rebasar esos  límites, algo que a menudo es necesario, tanto en foto diurna como nocturna.


6/ Y por supuesto...y más de noche...siempre es más seguro y mucho más divertido (y productivo) salir en grupo.


Y hasta aquí hemos llegado con esta nueva entrada del blog!! Este tipo de artículos lleva  (además de mucha ilusión por compartir consejos útiles) bastante tiempo pensarlos y prepararlos, así que te agradeceré enormemente que, si te ha gustado, dejes por aquí algún comentario o lo compartas y, por supuesto, te invito a SUSCRIBIRTE a mi página si quieres estar enterado al momento de todas las novedades que vayan surgiendo y no perderte nada.


Un abrazo compañer@ y gracias  por leerme :)


Hasta la próxima!!!


Powered by SmugMug Log In